Todos caemos. Es cómo nos levantamos lo que importa.

1559845297432

En le 2019 volví al trabajo después de haberme tomado 5 meses de licencia sabática. Ha sido un regalo de Dios para mí después de pasar 20 años en la organización luchando por un cambio social. 

Mientras estaba en mi año sabático hice tantas cosas increíbles. Viajé en tren por Canadá. Vi al grupo de rock STYX en concierto. Leí un total de 20 libros. Perdí 20 libras… no es broma, en mi año sabático encontré mi cintura. 

Me gustaría compartir con ustedes las lecciones que aprendí al tomar tiempo para Descansar, Reflexionar y Recargar.

DESCANSAR

Cuando comencé mi licencia en diciembre, aprendí de mi terapeuta que soy una “overfunctioners“. Ni siquiera sabía que existía ese término. Soy una “overfunctioners” en parte porque fui acondicionada desde la infancia para desempeñar muchos roles. Con razón cuando solicité mi licencia sabática estaba exhausta. Llevé este “overfunctioners” a mi trabajo, asumí constantemente roles que eran demasiado grandes para una sola persona y traté de hacerlos sin apoyo y con pocos recursos. Me dolió y lastimé a otros en el camino.

REFLEXIONAR

Una vez que tuve tiempo para descansar, pude reflexiona para el camino venía por delante. Al reflexionar me di cuenta de que los últimos 6 años de mi vida habían sido los más difíciles de mi carrera profesional. Leer el libro “Rising Strong” de Brené Brown me animó a hacer una introspección.

A mi antiguo jefe le diagnosticaron cáncer. Afortunadamente, hoy está en remisión. Mientras luchaba contra la enfermedad, se tomó muy poco tiempo libre. La enfermedad me afectó emocionalmente al igual que a todo el equipo de trabajo. Como respuesta, asumí aún más responsabilidad laboral y todo el peso que esto conlleva. No siempre pude dar lo mejor de mi. Pero me engañaba a mi misma al decirme que otros eran los responsable de mis errores. Como diría Brené Brown, eso fue una confabulación, una excusa inventada diseñada para protegerme. La verdad es que tenía muchas otras opciones para lidiar con las situaciones difíciles. 

RECARGAR

La última parte del año sabático ha sido para recargar. Leí “The Book of Forgiving” del obispo Desmond Tutu y su hija Mpho Tutu. El obispo Tutu dirigió la Comisión de la Verdad y la Reconciliación en Sudáfrica y ayudó a su país a unirse cuando terminó el sistema de segregación racial. Probé uno de los ejercicios que sugiere el libro. Elegí una roca y la llevé en mi mano no dominante durante 6 horas un día. La roca representaba “dolores no perdonados”. Después de unas horas de llevar la roca en mi mano, me acostumbré. Esto simboliza el hecho de que aunque las heridas no perdonadas son incómodas de llevar al principio, nos acostumbramos a llevarlas. Me di cuenta de que necesitaba dejar algunas heridas y perdonar a algunas personas. ¿Te identificas? También aprendí que si soy honesta conmigo misma, la lista de personas que necesitan perdonarme es más larga que la lista de personas que necesito perdonar. Estoy teniendo conversaciones importantes con algunos de mis maravillosos colegas ahora que he vuelto al trabajo.

Aprendí todas estas cosas tomando tiempo para descansar, reflexionar y recargar. Ahora, me doy cuenta de que la mayoría de las empresas no tienen una política de licencia sabática de 5 meses. Aun así, imagina lo que pasaría si todos invirtiéramos tiempo para descansar y conocernos mejor. Imagínate si reflexionáramos sobre nuestras vidas y revisáramos las excusas que hemos inventado sobre nosotros mismos y los demás. Imagina cuan diferentes serían nuestras vidas si nos recargáramos para el camino que tenemos por delante, dejando ir las heridas no perdonadas y enmendando las heridas que hemos infligido.

En “Rising Strong”, Brené Brown dice: “O entras en tu historia y eres dueño de tu verdad, o vives fuera de tu historia, luchando por tu valía”. Estoy aprendiendo a ser más honesta sobre mi historia, para poder escribir un nuevo final.

Todos nos caemos, es cómo nos levantamos lo que importa.

 


 

 

Autora: Denise Padín Collazo

Denise Padín Collazo es una líder de justicia social, mentora de mujeres de color e integradora del trabajo familiar. Es autora de Thriving in the Fight: A Survival Manual for Latinas on the Front Lines of Change (Berrett-Koehler, 2021). Su trabajo ha aparecido en Miami Herald, Telemundo, Chronicle of Philanthropy y Nonprofit Quarterly. Twitter @DeniseThriving